La 'mamá perfecta' Diane Schuler condujo su camioneta llena de niños en una colisión frontal, pero el motivo sigue siendo desconocido

En una tragedia desgarradora que tiene casi una década, la familia de la aparentemente perfecta madre de la PTA, Diane Schuler, todavía lucha por reconstruir lo que sucedió.

La familia Schuler planteada

YoutubeDiane Schuler y su esposo Daniel el día de su boda.

Eran las 12:58 de la tarde del 26 de julio de 2009. Warren Hance recibió una llamada telefónica. El número de su hermana Diane Schuler, de 36 años, apareció en el identificador de llamadas, pero cuando respondió, su propia hija pequeña estaba en la línea. Hance escuchó con atención mientras su preocupada Emma, ​​de 8 años, le explicaba que la tía Diane tenía problemas para ver mientras conducía y no hablaba con claridad. La propia Diane Schuler se puso al teléfono y describió que estaba desorientada; su visión se nubló.



Presa del pánico, Hance le dijo a Schuler que se detuviera y se mantuviera fuera de la carretera. Estaba en camino y los encontraría en breve. Pero cuando llegó a la escena, Schuler se había ido, y la tragedia estaba en el horizonte .



El accidente histórico de Diane Schuler

En 1934, un autobús que iba de Brooklyn a la prisión de Sing Sing en Ossining, Nueva York, salió de un terraplén y hundido en un barranco . El autobús se vio envuelto instantáneamente en llamas, lo que finalmente resultó en la pérdida de 20 vidas. Durante los próximos 75 años, casi hasta el día, esta tragedia sería el peor accidente automovilístico del condado de Westchester, uno al que la población esperaba no volver a acercarse nunca más.

Hasta que llegó Diane Schuler.



Schuler había comenzado su día aparentemente con buenas intenciones. Ella y su esposo Daniel habían estado acampando durante el fin de semana con sus hijos y sobrinas en Hunter Lake Campground en Parksville, Nueva York. Prepararon a la familia para regresar a su casa en West Babylon a fines de julio.

Alrededor de las 9:30 am Diane, junto con su hijo Bryan de 5 años, su hija Erin de 2 años y sus tres sobrinas (Emma de 8 años, Emma, ​​Alyson de 7 años y 5 Kate, de un año de edad) abandonó el campamento. Se apilaron en la minivan Ford Windstar 2004 roja de su hermano Warren, mientras su esposo Daniel los seguía en una camioneta con el perro de la familia.

A lo largo de la ruta a casa, el grupo de minivan participó en varios rituales de viaje por carretera; deteniéndose en McDonald's y varias gasolineras. Hasta ahora, parecía tal como era: una familia típica de Nueva York que se dirigía a casa después de un viaje de campamento.



Foto tabloide de Diane Schuler

Archivo de noticias diarias de Nueva York a través de Getty Images

Alrededor de las 11 a.m., sin embargo, comenzaron los problemas.

Mientras Diane bajaba por la autopista de Nueva York, llamó a su hermano Warren para decirle que se estaban retrasando, ya que el tráfico en la zona era denso.



Sin embargo, al mismo tiempo que Diane informaba sobre tráfico intenso, otros conductores de la autopista NY Thruway informaban sobre una serie diferente de eventos. Según varios testigos presenciales, una minivan conducía agresivamente en la carretera, detrás de ellos, encendiendo los faros, tocando el claxon y a caballo entre dos carriles. Otros testigos informaron haber visto una minivan aparcada al costado de la carretera con una mujer inclinada junto a ella que parecía estar vomitando.

cual es la peor prisión del mundo

Dos horas después, Warren Hance recibiría la preocupada llamada telefónica de su hija. Se desconocen los detalles de lo que sucedió en el automóvil de Diane Schuler después de la llamada telefónica, y se han reunido a través de relatos de testigos e información de peajes.



Poco después de llamar a Hance, Schuler cruzó el puente Tappan Zee y entró en Taconic State Parkway. Por razones desconocidas o quizás involuntariamente, Schuler dejó su teléfono en el costado de la carretera y se fue.

A la 1:33 p.m., los operadores del 911 recibieron dos llamadas separadas que informaban que una minivan conducía en sentido contrario por una rampa de salida en Taconic State Parkway. Un minuto después, los operadores del 911 recibieron cuatro llamadas más, esta vez informando que una camioneta similar conducía en sentido contrario por la avenida a 80 millas por hora.

La camioneta era de hecho de Schuler. Durante 1.7 millas, aceleró erráticamente hacia el sur por los carriles en dirección norte de Taconic State Parkway antes de chocar de frente con un Chevrolet Trailblazer, que posteriormente chocó con un Chevrolet Tracker a la 1:35 p.m.

Todo el evento tomó menos de tres minutos.

Diane Schuler

Ocho personas, incluidos cuatro niños, murieron en el choque frontal de tres autos el 26 de julio de 2009 en Briarcliff Manor a lo largo de Taconic State Parkway.

Siete de las 11 personas involucradas en el accidente fueron declaradas muertas en el lugar. Más tarde, uno moriría en el hospital, lo que eleva el número total de muertes a ocho.

Diane Schuler, su hija y dos de sus sobrinas probablemente murieron instantáneamente. Los niños habían estado en el asiento trasero, pero no estaban asegurados en los asientos del automóvil, ni parecían haber estado usando cinturones de seguridad. Los tres pasajeros del Trailblazer, Michael Bastardi de 81 años, su hijo Guy de 49 años y su amigo Dan Longo de 74 años también probablemente murieron en el impacto.

Los dos pasajeros del Tracker solo sufrieron heridas leves.

Bryan, el hijo de Schuler, de 5 años, y una de sus sobrinas sobrevivieron inicialmente al accidente y fueron trasladados a un hospital local. Aunque sufrió un traumatismo craneal severo y varios huesos rotos, Bryan finalmente sobreviviría a su terrible experiencia. Desafortunadamente, la sobrina no lo haría.

Una sórdida explicación

De los que respondieron al accidente, los dos primeros eran compañeros conductores que habían presenciado la terrible experiencia. Tan pronto como vieron lo que había sucedido, se apresuraron a ayudar, sacando a Schuler y sus hijos de la camioneta. Casi extrañan a Bryan, ya que estaba debajo de sus hermanos y primos.

Cuando sacaron a Diane Schuler, dijeron haber visto una botella grande de Absolut Vodka rota en el piso del lado del conductor, un informe que se tomaría en cuenta cuando el médico forense realizara la autopsia.

La siguiente investigación determinó que Diane Schuler estaba muy intoxicada durante el momento del accidente. Su informe de toxicología mostró que su nivel de alcohol en la sangre estaba en 0.19 por ciento (más del doble del límite legal de .08 por ciento), con otros seis gramos de alcohol en su estómago aún por absorber. Además de estar borracha, Schuler también tenía altos niveles de THC en su sistema; lo suficiente como para sugerir que podría haber fumado marihuana tan recientemente como 15 minutos antes del accidente.

Los investigadores notaron que el informe de toxicología coincidía con la botella de vodka encontrada en el lugar. También explicó el puñado de testigos que informaron haber visto a Schuler conduciendo de manera errática, los que afirmaron haber visto a una mujer vomitando al costado de la carretera y la llamada telefónica de la hija que decía que Schuler tenía problemas para ver y pensar con claridad.

Sin embargo, la familia de Diane Schuler negó todas las acusaciones de intoxicación, y varias personas con las que Schuler había interactuado durante la mañana respaldaron las afirmaciones de la familia.

“A menos que crea que una mujer que es como la madre del año de la PTA decide que este es el día que me importa un carajo, voy a tomar ocho o diez tragos y fumar un porro frente a mis hijos y sobrinas, entonces tenía que pasar algo más ' dijo El investigador privado de Daniel Schuler.

Daniel Schuler llorando

Susan Watts / NY Daily News Archive a través de Getty ImagesDaniel Schuler, esposo de Diane Schuler, frente a la oficina del abogado Dominic Barbara en Garden City.

El copropietario del campamento de Hunter Lake, que también era amigo de los Schuler, habló con Diane antes de partir y afirmó que parecía estar sobria. Una empleada de una gasolinera a la que Diane Schuler había intentado comprar analgésicos de venta libre negó enérgicamente que hubiera estado borracha.

'Sé a ciencia cierta que no estaba borracha cuando entró en la estación', dijo dijo en un informe de noticias. 'Ella estaba bien, pero pidió Tylenol'.

que le paso a chris farley

Schuler no terminó comprando el analgésico, ya que la estación se agotó. Luego se pensó que Schuler podría haber tenido un absceso, ya que se la había visto frotándose la mejilla, aunque no se había quejado de dolor.

Los empleados de McDonald's también negaron que Schuler estuviera ebria y, de hecho, informó que mantuvo una conversación coherente y prolongada mientras esperaba su pedido.

Durante el curso de la investigación, Daniel Schuler suavizó sus afirmaciones iniciales de que su esposa nunca bebió durante el fin de semana de campamento. Finalmente admitió que había estado bebiendo durante el fin de semana, pero que Diane no había bebido nada durante el día anterior al accidente.

Daniel también reveló que su esposa fumaba marihuana “ocasionalmente” pero nunca en exceso y solo por insomnio. Pero informes posteriores revelaron una declaración hecha por la hermana de Daniel que afirmaba que fumaba con regularidad.

En un intento por demostrar que su esposa no había estado intoxicada, Daniel Schuler y su abogado emitieron un comunicado que afirmaba que Diane Schuler había estado conduciendo de manera errática debido a un problema médico, como un derrame cerebral, en lugar de intoxicación. Incluso sugirieron que podría haber tenido una embolia o un ataque cardíaco, aunque todas las afirmaciones de problemas médicos fueron refutadas por el informe de la autopsia.

Finalmente, a pesar de los esfuerzos del equipo de Schuler, los investigadores dictaminaron que el accidente fue un homicidio después de afirmar que las muertes fueron causadas por una conducción negligente. Debido al accidente y la publicidad del mismo, el gobernador de Nueva York, David Paterson propuesto la Ley de Protección de Niños Pasajeros, que convertiría en delito grave conducir en estado de ebriedad con un niño menor de 16 años en el automóvil.

Hoy, Daniel Schuler continúa refutando las afirmaciones de que su esposa no es la mujer perfecta. Él la recuerda como 'confiable, digna de confianza, honesta' y niega las afirmaciones de las familias de su víctima de que ella era 'una asesina'.

Ninguno de sus amigos o familiares cree que ella haya puesto en peligro a ningún niño a sabiendas. Daniel todavía está tratando de demostrar que hubo una razón médica para sus acciones.

'Ella era simplemente agradable, cariñosa, amable', dice. “Compró tarjetas para cumpleaños”.


Después de esta mirada a la tragedia de Diane Schuler, echa un vistazo a la siniestras búsquedas de google esta madre hizo poco antes de que su hijo autista fuera encontrado muerto. Entonces, lea sobre John Jairo Velasquez , el sicario apodado “Popeye” que mató a más de 250 personas.